¿Trabajar en casa, alquilar una oficina o coworking

Trabajar en casa ofrece la doble ventaja de poder ahorrar una gran cantidad de dinero y pasar más tiempo con la familia. Se tiene un poco más de gastos que los normales, pero esto supone una pequeña en las facturas, y es una inversión de trabajo. No hay que pagar una oficina, ni desplazamientos hasta esta ni pagar una nueva factura de Internet ni las cuotas básicas de ciertos productos. Es todo un ahorro, y sólo hay que dedicar un espacio en la casa donde trabajar, habilitándolo para el trabajo.

Alquilar una oficina (o comprarla si es posible) es una buena idea para las personas que quieren profesionalizar mucho más su negocio. Permite tener un espacio de trabajo donde estar cómodamente y además se puede incluso recibir clientes. Es una excelente opción para muchas personas, aunque hay que asumir los costes de la oficina y todos los servicios que se necesita en ella.

Alquilar un espacio, o decantarse por el coworking, es una opción media entre estas dos, en el primer caso por el ahorro del dinero y en el segundo por tener un espacio propio donde trabajar, e incluso en algunas ocasiones recibir a los clientes y hacer reuniones de trabajo. Pero sobre todo es una idea pensada, y esta es la mayor ventaja de este servicio, para las personas que trabajan y sienten la soledad del freelance, para trabajar con otras personas e incluso compartir proyectos comunes.

Cada una de las tres opciones que se plantea a los freelance tiene sus ventajas y sus desventajas, así que sólo nos queda nombrar en líneas generales comentar para qué tipo de personas es cada opción:

  1. Para los que empiezan en el negocio y no quieren gastar mucho, para los que no ganan mucho, trabajar en casa es la mejor alternativa, a menos que no puedan trabajar con eficacia en el hogar.
  2. Para los que tienen el suficiente dinero, o ganan lo suficiente para ello y más, y quieren verse profesionales, una oficina puede ser su mejor alternativa.
  3. Para los que se sienten solos trabajando, para los que quieren compartir proyectos, para los que no pueden trabajar bien en casa, para los que necesitan decir que van a la oficina pero no tienen dinero para una o no quieren pagarla, el coworking es su mejor solución.

Ahora eres tú quién decides qué es lo que mejor se adapta a ti como freelance ¡o lo que puedes permitirte!

Un comentario

  1. Publicado el 30 julio 2013 a las 15:30 | Permalink | Responder

    Gracias por compartir. El artículo explica de forma sencilla todas las posibilidades lo que puede ser de ayuda para aquellos que prefieren informarse antes de tomar una decisión. Las empresas actuales necesitan flexibilidad para adaptarse a los tiempos cambiantes incluso con la posibilidad de recibir clientes en otro país de forma rápida y sencilla. Más info en Regus Internacional

Un Trackback

  1. […] Por ello, es importante analizar entre si trabajar en un espacio tranquilo de la casa, mediante la modalidad de coworking, con una oficina o en un local. El espacio seleccionado debe estar perfectamente habilitado para la […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: