Blog

Cómo encontrar información confiable en la red

Consejos

¿Necesitas saber la población de Paraguay, cuántos millones de mensajes de texto se intercambiaron durante el año pasado o el pronóstico de lluvias para el Sahara?  Más allá del humor, los teletrabajadores muchas veces nos encontramos ante la necesidad de contar con un dato,  pero no siempre es fácil encontrarlo en Internet y cuando se lo ubica, surge la duda: ¿será confiable esta información? A continuación, las pistas para encontrar la información más confiable en toda la red.

Datos oficiales
Según el tipo de dato que necesitemos, una de las mejores fuentes son los datos oficiales; tal vez no confiemos mucho en ellos pero después de todo, es la información que brinda el gobierno de cada país, estado, provincia o ciudad, y sólo podríamos rebatirla si contáramos con otra fuente reconocidamente seria, como un organismo internacional o un periódico sumamente creíble.

En la actualidad, los gobiernos podrían brindar mucha más información de la que ponen a disposición en realidad, ya que pueden adherir al protocolo Open Data, que permite acceder a una variedad de fuentes e informaciones tradicionalmente no vistas como de naturaleza estadística, pero que sí pueden serlo para distintos usuarios.  Investigadores, académicos, decisores políticos, líderes comunitarios o el público en general pueden descubrir datos, acceder a ellos para realizar sus análisis e investigaciones, encontrar información detallada sobre la forma en que han sido producidos, acceder a las  fuentes e instrumentos de recolección, comunicarse de manera efectiva con los organismos que intervienen en la producción, almacenamiento y distribución de los datos y compartir conocimientos con otros usuarios.   Algunos gobiernos están comenzando a utilizar una aplicación del más popular de los buscadores, GoogleDocs, a través de la cual publican información relevante como lo hace el gobierno de la ciudad británica de Lincoln.

Datos de los usuarios
En la actualidad hay varias enciclopedias construidas colectivamente a partir del conocimiento e información de los usuarios, conocidas como “wikis”.  Son bases de datos que pueden ser editadas por los participantes; algunas son moderadas por sus administradores pero en otras los comentarios no pasan por ninguna revisión.  Son una herramienta muy útil, pero recomendamos comparar los datos con alguna otra fuente para estar seguros de su confiabilidad.  Desde el punto de vista de los usuarios, los datos más confiables son los que proporcionan los propios interesados, por ejemplo sus páginas personales, que contienen datos biográficos importantes o nos remiten directamente a sus opiniones.   En este sentido, recomendamos observar la extensión del sitio web, para saber si estamos visitando una página comercial, educativa u organizacional.

Datos para todos los gustos
Una búsqueda más o menos minuciosa en Internet nos permite encontrar datos de lo más interesantes, y la buena noticia es que, una vez que hemos conseguido hacernos de información confiable, podemos tomarla como base para comparar, relacionar y sacar nuestras propias conclusiones, enriqueciendo nuestro trabajo y nuestro aporte a la comunidad.   Los periódicos y revistas electrónicas,  los sitios web dedicados a la ciencia y la investigación y hasta los sitios de preguntas y respuestas, si sabemos buscar, pueden darnos la clave para encontrar hasta el dato más escurridizo.  Y tú… ¿dónde encontraste el dato perfecto? ¡Compártelo!

Guardar filtro
×