El teletrabajo llegó para quedarse

A comienzos del año 2009, la amenaza de una pandemia de Gripe A puso en evidencia una realidad que ya tiene varios años de experiencia en todo el mundo: el teletrabajo. El riesgo de una epidemia mundial de la enfermedad obligó prácticamente a paralizar las actividades escolares y laborales y limitar a lo indispensable el traslado de personas. Muchas empresas tomaron en ese momento la decisión de implementar sistemas de teletrabajo. Entregaron ordenadores portátiles y teléfonos móviles a sus empleados y empleadas, les instalaron pequeñas oficinas en el hogar y… ¡a seguir trabajando!

Tele-Trabajo

Tele-Trabajo

Pero el teletrabajo ya existía: según una estadística europea, en el año 2005 cerca del 7% del total de la fuerza laboral realizaba teletrabajo, con algunos países por encima de la media como la República Checa y Dinamarca, donde uno de cada siete empleados trabaja habitualmente a distancia, y otros como Bélgica, Países Bajos y Luxemburgo) o los países nórdicos. En América Latina no hay muchas estadísticas, pero una encuesta realizada en noviembre de 2006 en Montevideo y otras ciudades uruguayas más de 10.000 habitantes, reveló que el 9% de los usuarios de Internet son teletrabajadores.

Pero… ¿qué es el teletrabajo? La definición adoptada por la Organización Internacional del Trabajo en el año 19903 tiene gran consenso entre los especialistas: “Una forma de trabajo en la cual (a) el mismo se realiza en una ubicación alejada de una oficina central o instalaciones de producción, separando así al trabajador del contacto personal con colegas de trabajo que estén en esa oficina y (b) la nueva tecnología hace posible esta separación facilitando la comunicación”.

Debemos decir que esta definición no describe en su totalidad el ámbito del teletrabajo sino solamente el que se realiza en relación de dependencia, organizado por las empresas a fin de reducir costos y tiempo improductivo dentro del ámbito laboral. El mundo del teletrabajo está formado también por personas que por necesidad, conveniencia o elección, trabajan en forma autónoma mediante Internet; son sus propios jefes, son los gestores de sus propios recursos, iniciativas, negocios y capacitación.

¿Sientes que podrías rendir mucho más si hicieras algo que te gusta, tienes ideas creativas, eres mujer y necesitas dedicar tiempo a la crianza de tus hijos pero también quieres seguir trabajando, eres un varón mayor de cuarenta años que todavía tiene mucho para dar pero es considerado “viejo” para el mercado laboral, tienes dificultades para movilizarte, vives en una ciudad alejada de los principales centros urbanos, prefieres organizar tus propios tiempos y elegir tus horarios de trabajo?… De hecho, ¡este es el perfil de la mayoría de los teletrabajadores!

Prácticamente todos los trabajos para los cuales no es necesario el contacto personal entre la persona que demanda el servicio y la que lo presta, pueden realizarse en forma remota: asesoría, enseñanza, ventas, diseño gráfico y de sitios web, tareas de secretaría, edición, redacción, investigación, dibujos e ilustraciones, sistemas y bases de datos, traducciones, contabilidades o telemarketing, son sólo algunas de las especialidades demandadas en uno de los más prestigiosos sitios de teletrabajo.

Para comenzar a teletrabajar es necesario contar con unos conocimientos básicos que no son difíciles de adquirir: saber manejar un ordenador personal, conocer los programas básicos de oficina, Internet y correo electrónico.

Un segundo paso es analizar qué es lo que sabes hacer y cómo crees que podrías hacerlo utilizando en forma remota las tecnologías de la información, para elaborar tu perfil y darte a conocer en los sitios web a través de los cuales se ofrece y demanda teletrabajo.

Un poco más compleja es la organización, sobre todo si has decidido trabajar en el hogar, pues si ésta falla, la ilusión de una mejora en la calidad de vida y ahorro en los gastos puede transformarse rápidamente en una nueva fuente de conflictos.

En este sentido, hay algunos elementos que consideramos clave:

  • Lograr el apoyo y comprensión de la familia;
  • Disponer un espacio propio y separado de la funcionalidad de otros ambientes, así sea un rinconcito en un pasillo o debajo de una escalera;
  • Trabajar como si lo estuvieses haciendo fuera de casa;
  • Ser perseverantes, pacientes, organizados y optimistas; buscar estímulos a la creatividad y la automotivación.
  • Evitar el aislamiento y combatir el sedentarismo casi inevitables si se pasan muchas horas en soledad frente al ordenador.

Para completar estos sencillos consejos, les acercamos una guía de recursos que les serán de mucha utilidad:

Información y asesoramiento:

Teletrabajo – Ministerio de Trabajo de la República Argentina – http://www.trabajo.gov.ar/teletrabajo/

Síntesis de la legislación europea: http://europa.eu/legislation_summaries/employment_and_social_policy/employment_rights_and_work_organisation/c10131_es.htm

Artículos interesantes sobre teletrabajo:

El Teletrabajador http://www.teletrabajo.com.uy/

Revista Consumer Eroski: http://revista.consumer.es/web/es/20080601/actualidad/informe1/72612_2.php

Sitios donde buscar teletrabajo:

TrabajoFreelance http://www.trabajofreelance.com/

Información y notas para mujeres: Mujeres de Empresa http://www.mujeresdeempresa.com/ebusiness/071101-teletrabajo-dependiente-o-autonomo.asp

3 OIT, Conditions of Work Digest on Telework, Vol. 9, 1, 1990, OIT, Ginebra p.3

Adriana Kreiman

Un comentario

  1. Publicado el 4 julio 2010 a las 21:36 | Permalink | Responder

    El teletrabajo debería ser mucho más impulsado por el gobierno y las oficinas del inem ¿por qué no es promocionado como se debería?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: